Viajes con mi perro

Aranjuez. ( Madrid)


Por tres veces, y por motivos meteorológicos, tenemos que retrasar nuestra excursión a Aranjuez. Pero como a la "tercera va la vencida", por fin, un domingo soleado de finales de este Abril del 2016, hasta esta fecha tan lluvioso, me reúno con los amigos con los que tengo proyectada la excursión y, tras recorrer por la A- 4, los 58 km que separan Madrid de Aranjuez llegamos a esta última localidad.

En primavera y verano circula desde Madrid a Aranjuez "El tren turístico de la fresa", pero ni me molesto en preguntar si puedo viajar con Cooper en dicho tren, pues doy por sentado que la respuesta va a ser No.


Situada en la confluencia de los ríos Tajo y Jarama, Aranjuez es uno de los Reales Sitios de la Corona de España, título que le concedió el rey  Felipe II.  Desde 1899 tiene el título de villa por lo que se le conoce como Real Sitio y Villa de Aranjuez. Con la llegada de los Borbones, se convirtió en núcleo cortesano de acuerdo con el gusto estético de la Ilustración.


El edificio más relevante de Aranjuez es, sin duda, su Palacio Real. El Palacio, ha ido sufriendo modificaciones desde su edificación durante el reinado de Felipe II, quien encargó la obra al arquitecto Juan Bautista de Toledo. Con posterioridad intervinieron otros arquitectos de renombre como el artífice del Escorial, Juan de Herrera o Sabatini, el famoso arquitecto italiano, quien recibió de Carlos III el encargo de la ampliación del palacio.

En 2001, el Paisaje Cultural de Aranjuez fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.


Yo afronto con ilusión la excursión porque desde hace tiempo estoy interesada en la Historia de España y pasear por Aranjuez supone una inmersión en parte de la historia de la Casa Real Española.

De hecho, otro acontecimiento histórico relevante relacionado con Aranjuez fue el famoso Motín de Aranjuez que tuvo lugar en esta localidad en 1808 y que terminó con la abdicación de Carlos IV en favor de su hijo Fernando VII. Todos los años se celebran del 2 al 4 de septiembre las Fiestas del Motín de Aranjuez declaradas Fiestas de Interés Turístico Internacional, con una escenificación de los acontecimientos que sucedieron entre el 17 y 19 de marzo de 1808.

Sin embargo, Aranjuez es famoso sobre todo por sus jardines. Considerados los más bonitos de España, sirvieron de inspiración al compositor Joaquín Rodrigo para componer su famoso Concierto de Aranjuez.

Fuente de Hércules y Anteo.
Junto a la fachada oriental del Palacio Real está situado el Jardín del Parterre en el que destacan sus tres fuentes, la de Hércules y Anteo, la de Ceres  y la de Las Nereidas.

Fuente de Ceres
Anexo al del Parterre, se encuentra el Parque de la Isla por el que yo no puedo pasear pues cuando me encuentro muy cerca de la Fuente de Ceres, se me acerca un guarda para comunicarme que está prohibida la entrada con perro incluso aunque vaya atado. Confieso que la noticia me deja perpleja, pero la acato sin rechistar. Mis amigos prosiguen su paseo sin mí y más tarde me cuentan que fueron testigos de como obligaron a salir fuera del recinto del parque a los propietarios de un chihuahua que llevaban en brazos y ello a pesar de que se ofrecieron a meterlo en un transportín de perros que llevaban consigo.

El restaurante El Rana Verde en la Calle de la Reina, 1.

Al fondo el Puente de las Barcas, a la izquierda El Rana Verde.
Mientras espero a mis amigos atravieso el Puente Barcas sobre el Río Tajo hasta la glorieta de Fernando VI, por iniciativa del cual tuvo lugar la formación del Aranjuez urbano. Muy cerca está el famosísimo restaurante El Rana Verde, aunque a nosotros nos habían recomendado uno menos famoso y más barato, el restaurante La Alegría de la Huerta. Una recomendación inútil en nuestro caso pues llevamos bocadillos.Yo me tomo el mío en uno bancos de piedra que hay en la entrada del Jardín del Príncipe, en el que tampoco está permitida la entrada con perro.

La entrada al Jardín del Príncipe.
Mientras espero que lo visiten mis amigos, paseo con Cooper por la Calle de la Reina que transcurre al lado del jardín y charlo los propietarios de un perro que se muestran tan sorprendidos como yo de esta prohibición, uno de los cuales me comenta como le sorprendió el contraste con el Parque de Saint James de Londres donde a la entrada vio un cartel con el texto:"Permitida la entrada de perros por orden judicial"

Cooper paseando por la Calle de la Reina, un precioso paseo arbolado de 3 Km, que tiene en sus márgenes más de 1000 plátanos.

También acerco a Cooper a una fuente que hay justo frente a la entrada del jardín para que se refresque. La fuente tiene una escultura de Cervantes y una frase grabada del escritor que empieza "Nuestros peregrinos pasaron por Aranjuez, cuya vista, por ser tiempo de primavera, en un mismo punto les puso la admiración y la alegría..."y que aparece en su obra "Los trabajos de Persiles y Sigismunda".


Mientras espero a mis amigos, me da tiempo también a dar un paseo por la Calle del Príncipe hasta la Iglesia de Alpajés.

Iglesia de Alpajés.
En esta calle se encuentra también el Palacio de Godoy,  el de Osuna y el del Nuncio.

Palacio del Nuncio (S.XVIII); perteneció a los Condes de Oñate que lo utilizaron como residencia de la Corte de Isabel II. En la actualidad se usa como lugar de reuniones y convenciones. La universidad Rey Juan Carlo I, lo utiliza para la realización de sus cursos de verano.
Cuando vuelvo a reunirme con mis amigos son ellos los que se quedan comiendo sus bocadillos en uno de los bancos que hay a la entrada del parque, por lo que aprovecho para dejarles mientras tanto a Cooper y me doy yo sola un paseo por el Jardín del Príncipe.

El jardín es enorme, el más grande de Aranjuez y el jardín vallado más grande de Europa. Fue mandado construir por Carlos IV cuando era Príncipe de Asturias. En pleno jardín se encuentra la Casa del Labrador edificada en el solar que ocupaba la choza de un labrador que se utilizó como pabellón de caza y más tarde residencia veraniega. También se encuentra el Museo de las Falúas Reales, construido en 1963 donde se exhiben las embarcaciones en las que los reyes paseaban por el Tajo.

Con todo, lo más impresionante es la cantidad de árboles centenarios con los que cuenta, así como las especies exóticas traídas de las colonias españolas y expediciones científicas del XVIII y XIX.

Estanque de los Chinescos.
Yo me acerco hasta El Estanque de los Chinescos sin dejar de extrañarme durante todo el paseo de que no esté permitida la entrada con perro aunque sea bajo ciertas normas como la de llevarlos atados.

En el suelo a la izquierda, los restos del jarrón que destrozó un niño a la entrada del parque del Príncipe al que no pude acceder en compañía de Cooper.
Lo gracioso es que cuando vuelvo a reunirme con mis amigos, me cuentan que vieron mientras me esperaban como un niño rompía una de los jarroness de la entrada al parque y como el guarda le recriminó pues, al parecer, le había advertido en varias ocasiones que tuviese cuidado. A mí me encantan los niños, pero no tengo claro eso de que un perro puede causar necesariamente más daños en un jardín que un niño travieso .

Real Capilla de San Antonio.
Deben ser las 16 h. cuando empezamos a pensar en ir a recoger el coche para regresar a Madrid. Esta mañana, al llegar a Aranjuez, lo hemos dejado aparcado en la Calle San Antonio desde donde hemos caminado hasta la plaza del mismo nombre, atravesando el Patio de los Caballeros donde se encuentran los Juzgados. En la Plaza de San Antonio, se encuentra la Fuente de la Mariblanca, la Oficina de Información y Turismo y la Real Capilla de San Antonio.

Jardín de Isabel II con una escultura de Isabel II de niña.
También hemos pasado por delante del Jardín de Isabel II, creado en el período de regencia de Maria Cristina.


Pero antes de ir a recoger el coche damos todavía un paseo hasta la Plaza de la Constitución donde se encuentra El Ayuntamiento y la Plaza de Abastos. Para llegar hasta allí, caminos por la Calle Stuart admirando el trazado de las calles de Aranjuez, espaciosas, arboladas, con edificios uniformes y de poca altura, lo cual es algo de agradecer en un país con tantas zonas destrozadas urbanísticamente como el nuestro.

La Plaza de la Constitución con el edificio del Ayuntamiento al fondo y una estatua dedicada al rey Alfonso XII.
Finalmente volvemos a pasear por el entorno del Palacio Real y llegamos a la Calle San Antonio para recoger el coche. Nos vamos sin visitar algún otro lugar de interés como las Caballerizas de la Reina Madre donde se aloja el Centro Cultural Isabel de Farnesio la segunda mujer de Felipe V, pero para ser francos, lo que verdaderamente lamentamos es no volver con productos de las huertas que rodean a Aranjuez como alcachofas, espárragos o sus famosas fresas. Nos cuentan que hace tiempo había tenderetes que se extendían por la Calle de la Reina para venderlos a los turistas, pero que hoy han desparecido, quizás porque ya es fácil encontrarlos en cualquier tienda de Madrid.

Hoteles que admiten perros en Aranjuez:

Hotel El Cocherón 1919
http://www.elcocheron1919.com/es_ES/inicio/

Hostal Castilla
http://www.hostalcastillaaranjuez.com/

2 comentarios

  1. HOLA BUENAS TARDES YO TAMBIÉN TENGO PERRO Y AL IGUAL QUE TU ME ENCANTA IRME DE VIAJE CON ÉL,Y QUERÍA PREGUNTARTE SI TE DEJAN PASEAR AL PERRO POR TODO EL CASCO DE ARANJUEZ

    ResponderEliminar
  2. Hola Andrea, me alegra que disfrutes en compañía de tu perro. Respecto a lo que me preguntas sobre Aranjuez decirte lo que comento en la entrada que dedico a esa localidad y es que lamentablemente no se puede entrar con perro al interior de sus jardines(el del Príncipe, el del Parterre)por lo que yo dejé a Cooper con los amigos que me acompañaron a la excursión y entré sola a dar un paseo por los jardines. Sin embargo, por el casco antiguo se puede pasear sin problemas y de hecho hay un paseo muy bonito de 3km que rodea al parque del Príncipe así como una explanada enorme en los alrededores del Palacio Real y enfrente de la Capilla de Sn Antonio. En fin, que hay un montón de sitios para pasear con el perro y la verdad es que la visita merece la pena. Un saludo.

    ResponderEliminar

Viajes con mi perro